Economistas ambientales

Anuncios patrocinados


Durante esta semana hemos indagado bastante sobre los cambios climáticos, olas de calor y de frío, desastres naturales y otros fenómenos que se dan justamente por el uso irracional de recursos y su explotación por parte del hombre.

De este modo, cada vez están más en auge aquellas profesiones que analizan y trabajan para cambiar un poco el presente y de este modo mejorar el medio ambiente. En las profesiones del futuro, sin dudas, estas van a tener un lugar privilegiado.

Una de estas profesiones son los economistas ambientales, quienes analizan las situaciones actuales a nivel mundial en relación a los recursos naturales, puntualizándose más que nada en aquellos sucesos, procesos o hechos internacionales que han cambiado la forma o el rumbo en la forma de pensar sobre la protección del ambiente.

La economía se interesa cada vez más en temas relacionados a la ecología, y como adaptar los costos con los beneficios. Los economistas ambientales  realizan análisis económicos que se basan en la protección del medio ambiente y el uso del medio natural, teniendo en cuenta recursos como el agua, la tierra y las energías.

Los economistas ambientales avalúan y cuantifican los beneficios, costos, impactos e incentivos de las operaciones alternativas pero con principios económicos y estadísticas. Los mismos son hoy en dís de gran utilidad, pero imaginen en un futuro donde haya realmente que tomar medidas más drásticas, creativas y correctas sobre este tema.

Cabe aclarar que tantos estos profesionales como los de gestión ambiental, o ambientalistas aportan sus conocimientos y granito de arena frente a esta cruda realidad que lamentablemente empeora con el tiempo. Pero esta en el ser humano, y en la conciencia que este tome acerca de la utilización de los recursos y el cuidado del planeta, el futuro, y depende solo de nosotros que este sea bueno o malo. Así que HOY es el día para aportar tu granito de arena, cambiar de actitud y hacer algo por el planeta en que vivimos, no te imaginas como el más mínimo comportamiento puede hacer una gran diferencia.

Por ejemplo podes comenzar por:

-apagar las luces y electrodomésticos que no usas

-reciclar

-cultivar alimentos y o comprar alimentos orgánicos

-comprar baterías recargables

-usar medios de transporte alternativos que además hacen bien a la salud como la bicicleta

-plantar plantas

-cuidar el agua

Hay muchas conductas más que son muy simples y pueden realmente ayudar a hacer una diferencia, vamos che, que el planeta es de todos, y al fin y al cabo las consecuencias las sufrimos todos los seres vivos, incluyéndote.



Artículos relacionados:




Laura

Mi nombre es Laura, fanática de las buenas charlas, la música y el cine. Soy una antropóloga capricorniana muy impaciente, justa y coherente. Cuasi adicta a algunos placeres de la vida como escuchar al flaco y ver una buena película; además soy muy alegre, y como siempre digo: rebuscada de manera simple. Ah! nunca me olvido de que: Las flechas que unos ven partir, otros las ven llegar..

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *