La importancia de las unidades

Anuncios patrocinados


En diciembre de 1998 la NASA realizó el lanzamiento hacia Marte de Mars Climate Orbiter, un satélite de 125 millones de dólares, para medir los cambios climáticos del planeta rojo. Se supuso que la nave espacial entraría en la órbita de Marte el 23 de septiembre de 1999, después de un viaje de 416 millones de millas. En cambio, entró en la atmósfera de Marte aproximadamente 100 km (62 millas) por debajo de lo que se había planeado y lo destruyó el calor. Los controladores de la misión argumentaron que la pérdida de la nave se debió a un error en la conversión de las unidades inglesas de medición a las unidades métricas en los programas de navegación.

Los ingenieros de la Lockheed Martin Corporation, que construyeron la nave espacial, especificaron su fuerza en libras, que es una unidad inglesa. Por otra parte, los científicos del laboratorio de propulsión de aeronaves de la NASA supusieron que los valores de la fuerza estaban expresados en unidades métricas, como son los néwtones. Por lo común, las libras son unidades de masa. Sin embargo, cuando se expresa como unidad de fuerza, 1 libra es la fuerza debido a la atracción por la gravedad sobre un objeto que tenga esa masa. Para hacer la conversión entre libras y néwtones, se inicia con 1 libra= 0,4536 kg y, a partir de la segunda ley del movimiento de Newton,

 Fuerza= Masa * Aceleración

 Fuerza= 0,4536 kg* 9,81 m/s2

 Fuerza= 4,45 kgm/s2= 4,45N

debido a que 1 N= 1 kgm/s2.

Como consecuencia, en lugar de convertir una libra de fuerza como 4,45 N, los científicos la consideraron como 1 N.

La fuerza del satélite, expresada en néwtones, resultaba  bastante menor, lo cual tuvo como consecuencia de una menor órbita y finalmente la destrucción de la nave espacial. Al comentar sobre el fracaso de la misión de Marte, un científico dijo: “Debemos enfatizar en el estudio del sistema métrico en los cursos de ciencias en las escuelas primarias, secundarias y en las preparatorias, hasta el final del mundo”.






» »

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *