Saltar al contenido

“Son tiempos difíciles para los soñadores”: Amelie, la película que me introdujo al cine Francés..

Hoy es domingo y es día temático en el que vamos a tratar algún producto multimedial que nos haya cambiado o modificado la vida en algún aspecto.

En mi caso voy a contarles sobre una película que creo que me cambió en algún sentido, y que me hizo aficionada al cine Francés por sobre todo: Amelie.

Esta película fue estrenada en el 2001, dirigida por Jean Pierre Jeunet y protagonizada por Audrey Tautou.  La misma cuenta la historia de justamente Amelie Poulain desde que nace hasta que es ya una joven; con ribetes fantásticos y sorprendentes narra su infancia, la relación extraña con sus padres y que cosas van formando su personalidad tan peculiar.

Su niñez es limitada puesto que su padre -médico- pensaba que sufría del corazón, debido a esto no tiene contacto con otras personas e incluso la educan en su casa. Todas estas circunstancias generan una creación de un mundo fantástico donde lo más importante era el amor y la belleza de las cosas, de las simples cosas. Cuando era niña su  mamá muere y su papá se vuelve un ser aún más frio y raro, por eso cuando se vuelve ya adulta se muda sola al centro de París y comienza a trabajar en un bar como mesonera.

La historia da un giro cuando esta descubre un tesoro en su departamento, que era propiedad del anterior inquilino, ella decide buscarlo para devolvérselo y al ver la reacción de felicidad del hombre cuando ve esta cajita de recuerdos, decide dedicar su vida a ayudar a los demás. Comienza su cruzada ayudando a su padre, a un vecino, a un escritor sin éxito, a su compañera de trabajo hipocondríaca, pero finalmente se da cuenta que no se estaba acordando de vivir su propia vida y de encontrar su amor verdadero.

El sentimiento de estar sola crece aún más cuando conoce de manera también extraña a Nino, un chico tan raro y soñador como ella; finalmente tras planear todo un encuentro casual al estilo Amelie termina felizmente con él.

Esta película puedo verla mil veces y cada vez que lo hago le encuentro algo nuevo, algo más hermoso en que creer; además me abrió las puertas a todo un nuevo cine, el cine europeo y mas precisamente el cine Francés, volviéndome casi una adicta a este.

Otras notas de mis compañeros:

El guardián de mi hermana

La pasión me cambió la vida

Prision Break, la mejor de las series

 

Vía: imdb