Saltar al contenido

Qué son los Rayos, Truenos y Relámpagos

En muchas oportunidades hemos hecho referencia a través de nuestros posts al clima y los distintos cambios climáticos a los que nos encontramos expuestos continuamente. La fascinación por los fenómenos meteorológicos es algo que nos acompaña a los seres humanos desde tiempos remotos; la historia misma nos ha ido situando en un contexto donde podemos relacionar fenómenos naturales con cuestiones míticas, como por ejemplo, la asociación de los rayos a Zeus, el Dios más poderoso. En los EE.UU mueren centenares de personas a causa del impacto de los rayos, quienes vienen automáticamente acompañados por truenos y relámpagos. Y de esto hablaremos hoy: te contaremos, a lo largo de este post, qué son los rayos, truenos y relámpagos y cómo inciden en la población a través del miedo y la fascinación.

141030122915_rayos_promos_624x351_thinkstock

El rayo puede ser pensado como una descarga eléctrica en la atmósfera, generada por una nube y la superficie, o bien, por dos nubes. El aire puede funcionar como un buen aislante pero, sin embargo, cuando la diferencia de potencial es muy elevada, se produce una ruptura dieléctrica del mismo y se convierte en un excelente conductor capaz de generar una gran descarga eléctrica en forma de rayo.

rayos-relampagosA través de su trayectoria, el rayo puede transportar altas corrientes eléctricas con potenciales verdaderamente elevados -sobrepasa los 15 millones de volitos-. 

La temperatura y la presión son dos factores incidentes en la trayectoria de un rayo, pues generan una gran luminosidad conocida como relámpago, que viene acompañada de ondas de sonido que constituyen el trueno. La velocidad de propagación del sonido en el aire es de 1.200 km/h, de modo que el tiempo transcurrido entre la vista del relámpago y el sonido del trueno permite al ser humano estimar una cierta distancia en la que caerá el rayo.

rayo_sobre_europa_4070_630x

Los rayos que caen al suelo producen la fulgurita, rocas cuya superficie ha sido fundida por los mismos. En caso de golpear los rayos fuertemente sobre superficies desnudas de rocas, el aumento de la temperatura genera una cierta fusión impidiendo la circulación de la corriente eléctrica. 

DATOS DE INTERÉS:

  • Según el servicio meteorológico, en el mundo se producen, a diario, un total de 44 mil tormentas y más de 8 millones de rayos según indica el servicio meteorológico.
  • Sólo el 60% de los rayos que caen producen truenos.
  • El 80% de las personas que reciben descargas de rayos sobrevive.
  • El 30% de las personas que reciben descargas de rayos lo hace a través de un teléfono.
  • De los sobrevivientes, el 50% queda con secuelas: problemas psicológicos, como miedo a las luces y al aire libre; problemas fisiológicos, como cataratas, problemas de audición, quemaduras en la piel, pérdidas de memoria.